Generic selectors
Coincidencias exactas
Buscar en el título
Buscar en contenido
Post Type Selectors

La triada de la atleta femenina

Mantenerse en un peso sano y realizar actividad física es uno de los objetivos que la mayoría de los hombres y mujeres tienen como parte de una vida saludable.

Pero ¿sabías que existe una patología que se observa en atletas femeninas físicamente activas, que se caracteriza por tener poca energía, disfunción menstrual y baja densidad mineral ósea? Esta condición se ve más frecuentemente en aquellas mujeres cuyo deporte enfatiza la delgadez, la estética y la resistencia física. Esta condición se le conoce como la triada de la atleta femenina y puede afectar a deportistas de cualquier edad.

Este padecimiento ha sido un descubrimiento paulatino que se empezó a suscitar a partir de 1972 cuando hubo un boom en la participación deportiva de las mujeres. El deseo constante de tener un cuerpo más tonificado, la insatisfacción corporal y el miedo a engordar, lleva a las mujeres a consumir alimentos para procurar acumular la menor cantidad de grasa corporal posible.

En principio, se identificó el aumento de lesiones deportivas atípicas como fracturas por estrés, aunado a esto también una mayor incidencia de falta de menstruación en algunas mujeres que practicaban ballet, y así se fue construyendo el concepto de triada de la atleta femenina descrito en 1992 por primera vez. Para llegar a este diagnóstico, era necesario que estuvieran presentes las siguientes tres características: un trastorno alimentario, amenorrea y osteoporosis, sin embargo, el concepto y diagnóstico ha ido evolucionando conforme se han realizado mayores estudios científicos.

En 2007, se modificó el concepto a un trastorno del espectro que implica baja disponibilidad de energía (con o sin trastornos alimentarios), disfunción menstrual y baja densidad mineral ósea. Hoy se sabe que una atleta puede tener, uno, dos o tres componentes de la triada. A la fecha no se conoce la cifra real de cuántas deportistas la padecen, pero es un número alto en mujeres deportistas de alto rendimiento.

Al incrementarse la participación de las mujeres en los deportes de alto rendimiento y a nivel de competencia existe un mayor número de casos. Es por esto que para la comunidad médica es importante la prevención y el diagnóstico oportuno, así como la educación sobre la nutrición adecuada para evitar esta condición que afecta severamente a la salud de las mujeres.

En el rubro de salud ósea es importante el consumo de proteínas, calcio y vitamina D, así como realizar una actividad física moderada combinada con ejercicios con peso. Además, se debe concientizar a las mujeres desde edades tempranas que el 90% de la densidad mineral ósea se alcanza a los 18 años, por lo que con una nutrición adecuada se puede lograr que se mantengan los huesos sanos.

En el caso de ser deportistas es importante que se consuman 45 kilocalorías al día por kilogramo de peso para mantener un estado óptimo de salud, ya que valores menores pueden representar un deterioro en la función metabólica.

Se recomienda de forma preventiva que las atletas que están en entrenamiento constante se les realicen pruebas de laboratorio y gabinete, además de tener un acompañamiento médico y nutricional adecuado. Asimismo, es importante que madres, padres, y los mismos entrenadores conozcan la sintomatología de este síndrome para poder intervenir antes de tener efectos irreversibles en quien lo padece.

Si algunos de estos síntomas te parecen conocidos, te invitamos a que consultes nuestro Directorio Médico para agendar una cita con un especialista.

Información validada por el Dr. Sergio Durán Barragán, médico reumatólogo en la Clínica de Investigación en Reumatología y Obesidad, S.C.

Referencias Bibliográficas

  1. Daily JP, Stumbo JR. Female Athlete Triad. Prim Care. 2018 Dec;45(4):615-624. doi: 10.1016/j.pop.2018.07.004. Epub 2018 Oct 4. PMID: 30401345.
  2. Matzkin E, Curry EJ, Whitlock K. Female Athlete Triad: Past, Present, and Future. J Am Acad Orthop Surg. 2015 Jul;23(7):424-32. doi: 10.5435/JAAOS-D-14-00168. PMID: 26111876.
  3. Mursu J, Ristimäki M, Malinen I, Petäjä P, Isola V, Ahtiainen JP, Hulmi JJ. Dietary Intake, Serum Hormone Concentrations, Amenorrhea and Bone Mineral Density of Physique Athletes and Active Gym Enthusiasts. Nutrients. 2023 Jan 12;15(2):382. doi: 10.3390/nu15020382. PMID: 36678253; PMCID: PMC9862069.
  4. Márquez S, Molinero O. Energy availability, menstrual dysfunction and bone health in sports; an overview of the female athlete triad. Nutr Hosp. 2013 Jul-Aug;28(4):1010-7. doi: 10.3305/nh.2013.28.4.6542. PMID: 23889615.

Comparte:

Facebook
Twitter
Pinterest

Te puede interesar

¿De qué están compuestos tus huesos?

Desde pequeños escuchamos que para fortalecer los huesos es importante el consumo de calcio y sí lo es, pero no es el único elemento importante. Nuestros huesos se componen de tres grandes grupos: la matriz orgánica, la matriz inorgánica y el agua. ¿Qué es la

Conoce más >>

¿Eres premenopáusica? Revisa tus huesos

Se da por hecho que la revisión de la densidad de los huesos debe realizarse en mujeres mayores, después de la posmenopausia. Sin embargo, la osteoporosis también puede presentarse en mujeres jóvenes, el 50 % de las mujeres que la desarrollan se debe a factores

Conoce más >>